Molestia Ciudadana por Donación de Terrenos a Periodistas

Por Ricardo Rojas

Zitácuaro.- Mal, muy mal cayó a un importante sector de zitacuarenses la información sobre la donación de terrenos para los periodistas, que aprobó el cabildo, de forma unánime. En las redes sociales, esta nota tuvo más de 10 mil visualizaciones, fue compartida 19 veces y registró decenas de comentarios… la gran mayoría, en contra.

Las redes sociales no tienen la importancia que algunos políticos y ciudadanos que viven su vida a través del Facebook les quieren dar. Pero, sin duda, ya se han convertido en un factor que influye y a nadie le gusta ser criticado por la mega-red, porque esto repercute miles de veces.

Antes, los temas se comentaban en corto e, inclusive, los chismes sólo llegaban a un reducido número de personas. Por eso, a los gobernantes sólo les bastaba controlar a los medios, amenazarlos o chantajearlos y ya. Todo bajo control. Ahora las cosas son diferentes.

Por otro lado, la entrega de terrenos (y casas, en algunos casos) a los periodistas fue un invento de nuestro viejo sistema político. Se ha hecho en la Ciudad de México, en las capitales de los estados; inclusive, en varias ciudades de Michoacán existen estos fraccionamientos o colonias para los comunicadores.

En Zitácuaro, la creación de la “colonia del Periodista” es una vieja demanda (que no quiere decir que esté justificada). Data desde que Aldo Emilio Tello Carrillo fue presidente, en el trienio 1993-1995. En ese entonces, los periodistas (o que decían serlo) no eran ni 10.

Pero no prosperó, porque Tello Carrillo dijo que sí, pero no cuándo. Lo mismo hicieron los demás alcaldes, porque a cada uno se le hizo la propuesta. Nunca se negaron a considerarla, pero no quisieron concretarla.

Ahora sí. Carlos Herrera no sólo dijo que sí, sino que todo parece indicar que lo hará realidad. El argumento que dio al cabildo fue que se trataba de “un compromiso institucional”. ¿Por qué?

Es absolutamente cierto que esta entrega de terrenos a periodistas tiene motivaciones políticas (¿qué otro motivo, si no?). Se trata de tener contento a este sector, igual que se tolera que los comerciantes ambulantes se apropien de las calles, para que no hagan desmanes.

Pero, reiteramos, el hecho de que se dé terrenos a los periodistas no quiere decir que tengan algún derecho a ello o que se trate de una prioridad social en el municipio. Tal vez así lo vieron los anteriores alcaldes que nunca cumplieron esta promesa con los comunicadores.

Y, también entre los periodistas habrá niveles, porque se ha prometido sólo un terreno por medio de comunicación (hay como 30 o más). Y será decisión del titular de esa empresa periodística el decidir si se lo queda el director o se lo da a un empleado suyo que realmente lo necesita.

Es un tema polémico, por supuesto que sí. De hecho, ningún otro medio manejó la noticia. ¿Qué le parece esto a los zitacuarenses? ¿Qué opinan? No es necesario preguntarles, porque ellos mismos vertieron sus comentarios en las redes sociales, sin ningún tipo de restricción y sin miramientos.

Aquí algunas de las opiniones:

Pedro Pérez: “Para periodistas? Chayotote (Chayote, en el argot periodístico es como una “mordida” que recibe el agente de tránsito para hacerse de la “vista gorda”) y cuando para Herreros, carpinteros mecánicos panaderos obreros etc? Esto es un vil robo”.

Isalia Oregon Garcia: “No me pueden donar a mi uno, también necesito no soy su amiga pero tengo necesidades. No estoy de acuerdo con esa decisión. Todos , todos, tenemos necesidades, pero ya q va servido el plato también donará para la construcción”.

Mara Garcia: “Pndejo” (sic).

Gaby Barrera: “Es su pago x lamberle los pies al pendejo presidente”.

Vicente Francisco Martinez: “No mames k puto descaro me cae de madre”.

Hector Martin Max Cruz Esquivel: “Cada que hay elecciones los periodistas le sacan un terreno a los candidatos…para que quieren más. .?????”.

Joe Iniesttra: “Por eso la mayoría de los “seudoperiodistas” hablan maravillas, con unos pesos les tapan el pinche hocico, tengan 20 centavos de dignidad putos!!!! Quieren algo,trabajen no anden lamiendo botas de ningún cabron para ver que les dan!!!!”.

Shwamy Sawako: “Debería de donar a las personas con salarios mínimos y bien trabajados entre menos pagan más te joden y q no tengan donde vivir ,porq con eso salarios medio comes para pagar renta ,luz ,agua transporte etc.”.

Francisco Avila: “Con que perra autoridad hacen eso?? Y cuanta pinche dignidad tienen esos pinches chayoteros vendidos.. Y aún así esperan que creamos en sus pinches reportajes.. Y los regidores nomas apoyando el descaro del edilucho…”.

Mora Mora Ferny: “Falto el terreno para cada uno de sotros señor presidente ya quee tambien damos la noticia en facebok a quienn sta robamdo y quien esta asiendo su trabajo bien de cada uno de su gabinete asi que la ciudaddania de zitacuaro se lo demanda”.

Salomon Ruiz Calvo: “Que regalen el hotel México no terrenos dl pueblo”.

Soto Zoé Mónica: “Y para las mamás luchonas cabronas todo terreno ??? … Para cuando??? Hasta cuándo Herrera hasta cuándo??? ????”.

Javier Orozco: “Si los terrenos los dono el presidente esta muy bien y q done su casa”.

GuSy Linda: “Ps es un pago por estar de arrastrados dixiendo cosas buenas del presidentillo ese ….no mames herrera”.

Benito Camela Varada: “‘Su premio al periodismo 2017’ No mamen más obvió no puede ser, tengan tantita madre ambas partes….”.

Esas son algunas de las muchas opiniones vertidas. Todas por el mismo estilo. Es un tema polémico y es claro que debería de analizarse mejor. Es cierto que se trata de recursos públicos; es decir, de todos. Por ello, los puntos de vista de los zitacuarenses son válidos.

“Privatizar” o no “Privatizar”

Otro tema polémico fue la propuesta que presentó el síndico, Salvador Martínez del Río, para escriturarles a los locatarios del mercado Melchor Ocampo sus respectivos locales. Lo que en los hechos es privatizar el todavía principal centro de comercio del municipio.

Es claro que, en los hechos, los locatarios, que sólo son poseedores y concesionarios de sus locales, hacen con ellos lo que quieren: existe un tráfico de locales que se cotizan en decenas de miles de pesos, sin que la autoridad haya parado esta situación desde el principio.

Así las cosas, al “privatizarlo” el Ayuntamiento renuncia a su autoridad sobre el mercado que se construyó con aportaciones de todos los zitacuarenses, para servicio del municipio.

Es decir, al no poder poner orden, les echa la bolita a los locatarios, para que ellos se hagan responsables de los problemas del viejo mercado. El tema no fue aprobado por los regidores y, por el contrario, fue mandado a la “congeladora”.

Lo anterior, al decidir mandarlo “a comisiones”, lo que significa que podría estar “en análisis” de forma indefinida. O bien podrían “descongelarlo” casi al término de la administración, para dejarle la “bolita” a los que vengan.

Es un hecho de que, como en el tema del panteón, la problemática del mercado municipal Melchor Ocampo ha sido olvidada por esta administración y, simplemente, ha sido evadido, lo que implica que los conflictos no sólo no se han solucionado, sino que han crecido.

La cuestión con el mercado municipal es que, como ha sucedido con las ciudades que han alcanzado un mayor tamaño, llegará el momento en el que se tenga que cerrar definitivamente, para descentralizar las actividades de comercio a otras zonas de la ciudad. Ello, como una alternativa para descongestionar el primer cuadro de la ciudad.

Y, si se “privatiza” el mercado, el Ayuntamiento no tendrá autoridad para cerrarlo y, mucho menos, para intervenir en la solución de su problemática. Nos referimos a una futura administración, porque la presente no ha metido las manos para nada que no sea cobrar el derecho de piso…

Posdata: Sí, en ocasiones suele asomarse a través de tus ojos el niño que una vez fuiste.

A veces ese niño que fuiste quiere salir, burlarse de tu adultez y “experiencia”, tomar el control de tu almidonada vida y refrescar un poco tus ideas.

Y decirte (porque los niños no dan consejos, solo dicen) que tienes que divertirte, que jugar un poco más y preocuparte menos. Por ejemplo, que hace daño mojarse con la lluvia y andar descalzo, pero hace más daño no hacerlo. Hazle caso.

Sí, de vez en vez el niño que una vez fuiste se asoma por el brillo de tu mirada, cuando anhelas, cuando sonríes, cuando eres feliz, cuando amas. Si lo ves, tómalo de la mano y pídele que nunca se vaya…

Comments

comentarios