Se Niega Herrera a Aceptar el Triunfo de Alfredo Ramírez

Zitácuaro, Michoacán.- Con una diferencia a su favor de 49 mil 887 votos, el candidato de la coalición Morena-PT, Alfredo Ramírez Bedolla, se convirtió en el ganador de las elecciones 2021 para gobernador al recibir su constancia de mayoría en el Instituto Electoral de Michoacán. Pero, contrario a lo que dijo días antes, Carlos Herrera no reconoció estos resultados.

Herrera, el mismo domingo, paralelamente de que Alfredo Ramírez recibía su constancia de mayoría, realizó una conferencia de prensa en la que fijó su postura. Con una cara dura, de enojo apenas contenido, afirmó que reconocería esos votos hasta que se “clarifiquen”.

Así lo manifestó: “El asunto de nosotros es que la exigencia de las y los michoacanos es que se clarifique cómo llegaron esos votos a las urnas, no la cantidad de votos que hay en la caja. Que sean las autoridades competentes los tribunales quienes clarifiquen”.

Inclusive, veladamente apuntó que podría haber protestas y violencia, al señalar que “muchos me han llamado para decirme que debemos tomar aquí, romper allá, que debemos movilizarnos, hacer mítines”. Inclusive, habló de que hay quienes quieren “levantarse en armas”.

No obstante, para evadir la responsabilidad de posibles protestas, afirmó: “mi llamado siempre será el mismo, de construcción de paz, de que Michoacán camine unido”.

De acuerdo con el candidato del Equipo por Michoacán, Carlos Herrera Tello, las anomalías de los comicios se registraron principalmente en dos de los 24 distritos del estado, ubicados en la zona de Tierra Caliente: el de Lázaro Cárdenas y el de Múgica.

Mencionó como inconsistencias que es mayor el número de votos nulos que el número de votos de diferencia entre ambos candidatos. Carlos Herrera dijo que es ilógico haber obtenido mayoría de votos en la elección de diputados federales, locales y en ayuntamientos, y no como gobernador.

Ramírez Bedolla, por la Unidad

En su mensaje después de recibir la constancia que lo acredita como gobernador electo, Alfredo Ramírez ofreció reactivación económica  y más seguridad. Sobre todo, dijo que se terminará el pleito entre el estado y la federación.

Agregó: “Ya no es tiempo de división. Que no nos dividan los intereses personales o de grupo o de partido, sino que nos unan sobre todo nuestras grandes coincidencias, nuestra coincidencia mayor del bienestar por Michoacán”.

Ramírez Bedolla ya es reconocido por la mayoría de los michoacanos, hayan o no votado por él, como el nuevo gobernador. Sin embargo, no por Carlos Herrera. Para él, el verdadero resultado se dará hasta dentro de dos meses. Mientras tanto, no aceptará su derrota.

Comments

comentarios