Buscan Erradicar Explotación de Minas Clandestina en Zona Monarca

Zitácuaro.- La Procuraduría del Medio Ambiente (Proam) lleva a cabo acciones de inspección, a fin de erradicar la explotación de materiales pétreos en minas clandestinas ubicadas en la zona de protección de la mariposa Monarca.

Para tal efecto, personal de la dependencia estatal envió inspectores que realizaron recorridos por la comunidad de Macho de Agua, ubicada en la tenencia de Crescencio Morales, en la zona de amortiguamiento para la protección del lepidóptero.

Javier Jaramillo Serrato, director de Ecología, dependencia que prestó auxilio a la Proam para esta labor, señaló que se traían órdenes de actuación para visitar tres minas de materiales pétreos.

El personal recorrió la comunidad y constató que en este momento dos de las minas no estaban activas. En un caso, se verificó que la persona a cargo de la explotación es del Estado de México y que el dueño vive en Maravatío.

Vía telefónica se tuvo contacto con él y se le hizo saber que tiene que presentarse en Morelia, a fin de regularizar la mina. En los otros dos casos, aunque activos, los bancos de arena estaban temporalmente cerrados.

Por ello, los inspectores realizarán su reporte a la Proam, para determinar el camino a seguir. Esto, porque la gran mayoría de las minas que operan en la zona serrana de Crescencio Morales no cuentan con el permiso correspondiente. En ocasiones, funcionan sin normas, lo que representa un peligro para la comunidad y sus trabajadores.

Jaramillo Serrato expresó su optimismo de que estas acciones de la dependencia muestran una voluntad para poner en orden las explotaciones de materiales pétreos, que constituyen un factor de daño a áreas boscosas.

Ante ello, se hizo la solicitud a la procuraduría para que atienda también la problemática de las minas de arena ubicada en cerro El Molcajete, en la tenencia de Chichimequillas de Escobedo.

Ahí, el bosque ha sido destruido por la operación de las minas. La mayoría también opera sin la documentación en regla. La intención, dijo el funcionario municipal, es reunir a los propietarios para que se reparen los daños.

Indicó que se puede elaborar un programa conjunto de remediación, en el que participen los propietarios de minas y el gobierno estatal. De esa forma, no sólo se recuperaría el bosque, sino que se regularizaría esta actividad.

Comments

comentarios